Luego de la reforma tributaria que se cumplirá en 2022 y la de salud que recien se radicó en el Congreso de la República, el Gobierno Nacional está estructurando la que hará al sistema de pensiones.

(Le puede interesar: César Gaviria: ‘Hay que fortalecer el sistema de salud, no arrasarlo’)

Hasta el momento, varios miembros del Ejecutivo y el propio mandatario Gustavo Petro han dado algunos detalles de lo que traería este proyecto de ley. Teniendo en cuenta esta información, César Gaviria, expresidente de Colombia y actual líder del Partido Liberal, presentó un «diagnóstico» del sistema actual.

Manifiesta que este análisis puede constituir una ventana para establecer propuestas que motiven «una discusión razonable del gran problema de las pensiones» en el país.
Para aumentar la cobertura, mejorar la focalización de los recursos y asegurar la sostenibilidad financiera del sistema, deben ser los ejes de la reforma que pretende presentar el Gobierno.

«Este es un tema que no se puede escuchar con argumentos confusos y propuestas que, de implementarse podrian traer serias consecuencias a los ciudadanos. Y en muchos casos, despojarlos, no simplemente de derechos, sino también de bienes fruto de sus ahorros”, puntualizó.

(Además: Reforma a la salud será debatida en sesiones extraordinarias en el Congreso)

Gaviria también dice que, en Colombia, para adoptar el sistema que propone el nuevo Gobierno, que es el que usaron Argentina y Uruguay, no se podría suspender el pago de las pensiones como ha ocurrido en dichos países al agotar los capitales que el Estado tomó por derecha de los ahorros y contribuciones de los ciudadanos pertenecientes al sistema pensional.

Además, resalta que estos dos pays tomaron decisiones como las que están proponiendo actualmente, y ya llegaron al punto de insolvencia donde no se pueden efectuar los pagos pensionales a las personas que han depositado su ahorro Durante años

poca cobertura

Personas de la tercera edad pensionados.

Caso A 30 años de la aprobación de la Ley 100 de 1993, el expresidente cuestionó que Colombia siga con coberturas bajas y un sistema altamente inequitativo, debido, principalmente, al sistema de reparto puro (Regimen de Prima Media), a la baja cifra de cotizaciones y al aumento de las expectativas de vida.

(También: ¿Por qué salió tan poca gente a apoyar a Gustavo Petro?)

En la mayoría de los casos, -dice- el monto de la pensión es muy superior a los aportes realizados durante la etapa laboral Porque las pensiones están altamente subdiadas, tanto en lo que hace al sistema privado como al público.

Solo el 0.1 por ciento de las personas en edad de pensión del 10 por ciento más pobres de Colombia están pensionadas , agregado.

También comentó que la dependencia del sistema de pensiones del mercado laboral excluye a muchas personas de la protección social. Tal vez, uno de los aspectos más determinantes es que más de la mitad de la población ocupada no recibe el salario mínimo y, por lo tanto, no se puede afiliar.

Así mismo, por las características propias del mercado laboral, alta informalidad y alto desempleo, hay grupos poblacionales que no logran ahorrar el capital necesario requerido por el Régimen de Ahorro Individual con Solidaridad (Rais), o no pueden cumplir con los requisitos necesarios del RPM para residente.

(Lea también: Las claves de las concentraciones y del discurso de Petro, de nuevo en campaña)

Según Gaviria, esto ocurre, especialmente, con las mujeres que, en su mayoría, son personas de bajo nivel educativo, que tienen una edad de jubilation más joven y que tienen una expectativa de vida mayor à la de los hombres.

Tampoco se benefician de las personas de bajos ingresos que tienen salarios superiores al mínimo, pues quedaron exclusidas del sistema porque rechazan su afiliación.

“Buscar soluciones a estos problemas también puede traer consecuencias negativas de gran importancia, y nuestro pueden llevar a niveles de endeudamiento insostenibles en lo que hace al Presupuesto General de la Nación y en el futuro”, advierte.

El director del Partido Liberal citó un estudio de Anif que afirma que, a pesar de la importante cantidad de recursos que cuesta sostener el sistema pensional, la cobertura no ha crecido en la última década.

(También: Congresistas le piden a Petro que ‘no amenace’ si sus reformas no se aprueban)

Para 2022, la cobertura de pensionados sobre el total de la population en edad de pensionarse siguió en los mismos niveles de finales de la década pasada, apenas superando el 20 por ciento. Es decir, únicamente uno de cada cinco colombianos en edad de retiro obtiene una pensión.

las falacias

De acuerdo con el expresidente, es falso que los fondos privados de pensiones cobren –como lo ha afirmado el Gobierno– el 30 por ciento de comisión por administrar los ahorros de los colombianos que cotizan en ellos.

In place of this, los aportes en los dos regímenes cobran tres puntos porcentuales de los 16 que se deben aportar al sistema para la pensión de cada ciudadano, como cobro para la administración de los recursos.

(Puede interesar: ‘El modelo de la reforma de la salud no tiene ni pies ni cabeza’, dicen las EPS)

También existe un seguro que al final sigue pagando por aquellos afiliados que se mueren antes de cumplir la edad de jubilation o la de aquellos quedan quedan en una situación de invalide, es decir que al final se cobran menos del 3 por ciento para el derecho al página de pensiones.

Alertas de reforma

Aunque César Gaviria asegura que entiende los retos que hoy en día tiene el sistema pensional colombiano, también afirma que “será un grave error implementar una norma de cualquier nivel que permita despojarle el dinero a los contribuyentes y tomarlos por derecha, aduciendo que las contribuciones se volverían del Estado para darles un carácter cuando se paguen en un fondo”.

Teniendo en cuenta las ideas expresadas hasta ahora por el Gobierno, las pensiones actuales supuestamente serían pagadas y se liberarían 28 billones de pesos anuales en el Presupuesto que se gastarían en quienes no tienen pensión. “Es muy cuestionable el punto constitucional y la violación de la ley y la caída jurisprudencial”, afirma.

Además, explícale que el Gobierno reclama tomar los recursos de las Administradoras de Fondos de Pensiones (AFP) que hoy pertenecen tiene cerca de 18 millones de colombianos y que suman cerca de 368 billones de pesos para financiar el gasto público corriente, y pagarles un subsidio de pensión a los afiliados de Colpensiones que sean adultos mayores en condición de pobreza.

(Además: Las 10 preguntas claves de los pacientes frente al proyecto de reforma)

Si sobran recursos, serían para entregarles un pago a los adultos mayores excluidos del sistema. Y se propone tomar, según supone Gaviria, recursos de los mecanismos especiales, miembros de las Fuerzas Militares, Policía Nacional y profesores.

“Estas ideas son problemas diversos y serios. Uno de ellos es la entrada en vigencia del Acto legislativo 01 del 2005, por lo cual, los ahorros que hacen los afiliados a los fondos de pensiones se consideran un derecho adquirido con protección constitucional”, indica.

El ahorro no es publico

Foto :

Alcaldía de Envigado

Por otra parte, señala que la propuesta que se ha anunciado tiene «un profundo desconocimiento de la ley y de los fallos judiciales», pues estos recursos, que corresponden a los aportes pensionales de las personas, «no les pertenecen a los fondos de pensiones, ni a los bancos, ni mucho menos al Gobierno, ni hacen parte del Presupuesto General de la Nación”.

Esos recursos son de propiedad exclusiva de los trabajadores, tal y como se encuentra en las leyes 100 de 1993 y 797 de 2003. , además de generarle al Estado la obligación de pagar bajo cualquier circunstancia.

“Tomarlos por derecha constituye un acto antijurídico, ya que las cuentas de los afiliados son de su propiedad. Del análisis de las mencionadas leyes podemos concluir que en el Rais los aportes pensionales son de propiedad exclusiva del afiliado», reitera.

(Le puede interesar: Las preocupaciones sobre cómo se manejarán los recursos tras la reforma de la salud)

Así, el director del Partido Liberal asegura que no se corresponde con la realidad de la afirmación del presidente Petro sobre que el ahorro previsional está en un fondo privado es dinero público. Más bien, «contrarían las normas que constituye nuestro Estado de derecho».

«En otras palabras, la propuesta consiste en gastarse los ahorros privados de las personas to endeudarse en el futuro con montos mucho mayoresporque de no haber gastado generaron rendimientos extras”, agrega.

De esta manera, se encontraría una deuda futura inmensa, sumada a la deuda pensional ya existente a raíz de los subsidios implícitos con los que se pagan las pensiones.

Sin financiación de heno

Otra advertencia que lanza el expresidente es que, utilizar los dineros de los afiliados al Rais «agravaría los problemas de cobertura, y localización de los subsidios que tiene el sistema. Al parecer, el Gobierno espera resolver el déficit del RPM a mando los recursos de las AFP y del Rais en lo que tiene que ver con los recursos complementarios aportados por estos para el régimen individual”.

“¿Y si se decide avanzar por este camino, que pasaría después de que se agoten los recursos nacionalizados, según el punto de vista del Gobierno?”, se cuestiona.

Por estas razones, también manifiesta que las declaraciones del Gobierno de que con los recursos del actual sistema para establecer una mesada de 500,000 pesos por los tres millones de adultos mayores es «muy loable, pero carecen de una fuente legal de recursos y las que están considerando son de propiedad de los afiliados”.

Por ello, Gaviria puntualiza que el problema no es con la propuesta sino con la manera de financiarla y con la magnitud de los recursos que se requieren. “Es indudable que la reforma del sistema demande importantes recursos impositivos no cuantificados aún”, aseveró.

Por otro lado, según cálculos de Anif, con base en la Gran Encuesta Integrada de Hogares (Geih) del 2020, el 74 por ciento de estos subsidios, que son del RPM, beneficia al 20 por ciento más rico de la población, mientras que tan solo el 0.5 por ciento de los subsidios va al 20 por ciento más pobre de la población.

“Es decir, si estas propuestas llegan a convertidor se en políticas públicas, empeorarían las ya débiles finanzas públicas del pís, que en el caso del presidente Petro deben dirigir a lotos frentes que son considerados prioritarios”, señala.

También deja visto que el Gobierno debe tener la seguridad de que, de recursos este camino, habrá un cumulo de demande de los ahorradores, y de muchas otras fuentes, porque la ley y un acto legislativo “les seguro que estos recursos siempre serán de ellos y no podrían ser tomados o confiscados por nadie”.

las prioridades

Antes de fortalecer el sistema, César Gaviria consideró que lo primero que se debe corregir son las fallas de fondo para no seguir acrecentando los problemas ya existentes. «Existe el riesgo de desincentivar la afiliación al Rais y así se generaría un estímulo de trasladarse al RPM, provocando que menos personas aporten para financiar la mesada mínima universal. Así crece prontamente el riesgo de que el sistema quede desfinanciado».

El Fondo de Garantías de Pensión Mínima se usará para lo faltante, pero el acto legislativo no dejará margen para aducir como la regla fiscal u otro argumento del mismo tenor.

Otro punto que considero tener presente es que el sistema fue diseñado cuando la pirámide poblacional permitía crear un sistema de estas características, en un momento cuando la base de aportantes jóvenes era mucho más amplia que el numero de adultos mayores.

Pero la pirámide ha cambiado con el paso de los años, haciendo que la base de cotizaciones se vulva insuficiente para cubrir el número de personas que se pensionaron o se pensionarán en el futuro.

Mas noticias

Cecilia López: «El manejo político de la salud siempre será una luz roja»

Salud y agro, los ganadores de la adición presupuestal

Ver más noticias sobre Honduras